Taxistas se plantan en Casa de Gobierno, contra Uber y taxis piratas

Operadores del servicio público de taxis amanecieron en la Casa de Gobierno para exigir freno al pirataje del servicio y para buscar la nulidad del Decreto 444 de la Legislatura pasada, que permite el transporte público por medio de aplicaciones de telefonía móvil.
Los ruleteros se presentaron a partir de las 6 de la mañana en la casa de la calle Montañas Rocallosas, para exigir audiencia al gobernador Juan Manuel Carreras.
En su protesta pidieron el retiro de los vehículos que prestan el servicio por medio de Uber y otras aplicaciones y exigieron un trato igual, es decir, considerar que hay operadores de taxi que pueden trabajar hasta 30 años sin ganarse una concesión como parte del reconocimiento de su trabajo de vida.
También exigieron que no sea el propio gobierno quien emprenda acciones para fomentar el pirataje, pues aseguran haber detectado vehículos de líderes sociales y hasta de taxistas a quienes se les permite, por negligencia u omisión, circular y recoger pasaje con un número económico falso o creado para permitirles hacer negocio con vehículos piratas.
Alejandro Leal Tovías, secretario General de Gobierno dijo que si esas plataformas se encuentra en funciones, es porque así lo permite el artículo 444, el cual fue aprobado desde hace más de cuatro años y Uber se encuentra operando dentro de ese marco legal, y que ante cualquier modificación el Congreso del Estado lo tendría que realizar.
Mencionó que de acuerdo a los tiempos que se viven, hay más plataformas interesadas en registrarse.
Con relación a la solicitud de más concesiones, Leal Tovías, indicó que la SCT mandó hacer un estudio con la UASLP para ver cuántos permisos más se podrán otorgar para prestar ese servicio.
Confió en que en la Feria Nacional Potosina, los taxistas no incurran en agresiones a los conductores y usuarios de Uber, ya que en las pláticas sostenidas siempre se buscan acuerdos enfocados a ganar-ganar.
“La llegada de este servicio, es porque la gente lo pide y hay que respetar la voluntad ciudadana, y no nada más la de un grupo”.
Durante la entrevista, una mujer del gremio del taxismo se acercó a amenazar a los reporteros que cubrían la entrevista y advirtió:
“Donde quiera que te veamos si hay una nota en contra del taxismo, si son de los que tiran…”
Fuente: Pulso, con información de Martín Rodríguez y Martha Arriaga